RSS feed

Pedro Martínez se confiesa: habla de sus vida fuera del béisbol

Por Panorama Diario


El ex lanzador de Grandes Ligas Pedro Martínez, consideró este viernes que hoy en día los padres solo ponen a practicar deportes a los niños con miras a buscar dinero, por lo que entiende que la ambición lleva a los entrenadores a realizar actividades “que no son las mejores”.



SANTO DOMINGO.- El ex lanzador de Grandes Ligas Pedro Martínez, consideró este viernes que hoy en día los padres solo ponen a practicar deportes a los niños con miras a buscar dinero, por lo que entiende que la ambición lleva a los entrenadores a realizar actividades “que no son las mejores”.

“En la pelota ahora mismo con los muchachos que van saliendo y desde el principio, desde que empiezan a entrenar, ya no es con miras a que tú practiques un deporte saludable y que esté sano y que te mantengas practicando deportes, ahora a ti a los ocho años hay padres que están dedicados a preparar sus hijos y buscarle un entrenador con mira al dinero, con mira a la posición económica y a este entrenador hay que pagarle un 35 por ciento, hay que firmar un contrato para entrenar a mí hijo para que cuando lo firmen cobrar ese 35 por ciento y a veces un dos, un tres y un cinco por ciento de lo que van a ganar en Grandes Ligas”, expuso.

El tres veces ganador del Cy Young, y campeón de la Serie Mundial de 2004, dijo que “desde pequeño los tienen trabajando por algo que es material, cuando yo jugaba béisbol porque me gustaba, jugaba porque veía a mi hermano, mi papa jugó, me gustaba el béisbol, pero los tiempos han cambiado. Ahora todo es por interés y eso conlleva a que le inyecten esteroides, porque cuando tú ves un muchachito de 16 que luce superior a otro los entrenadores acuden a actividades que no son las mejores para los muchachos y después se ven afectados de manera increíble. Hay un problema de dinero un problema de ambición económica que es increíble.

Pedro Martínez ofreció sus declaraciones al ser entrevistado en El Despertador, del Grupo SIN, que se transmite por Antena Latina, donde aseguró que “en aquellos tiempos eran diferentes a los tiempos de ahora. Me imagino que ahora en desafío que tienen los muchachos es mucho más difícil que en los tiempos en que yo subí. Porque hay muchas distracciones, hay mucha droga, hay muchos conflictos, la vida ha cambiado en lo absoluto, hay un cambio increíble del cielo a la tierra, de cómo las personas piensan y se ha perdido las tradiciones de este país, ya hasta el respeto se ha perdido por el mismo deporte…, los muchachos son menos trabajadores, hay que tratarlo con más delicadeza, hay que buscarle la vuelta de diferente formas, hay más dinero, hay más intereses, hay más conflicto de intereses en pelota ahora mismo que usted no se imagina.

Parte de la entrevista:

P ¿Cómo va la vida fuera del béisbol?

R –Yo me he ajustado bastante bien…, la gente siga insistiendo a que yo vuelva, pero yo he decidido darme el tiempo para pensar y reconocer si verdaderamente yo quería estar fuera del béisbol y he empezado a dar vueltas y hacer de cosas personas, prioridades y he logrado ocupar mi tiempo bastante bien. La última temporada en Filadelfia fue de éxito y una temporal que me dejó terminar saludable…, pero cuando vi lo forzoso que era tener que arrendar un apartamento en una sociedad nueva y abandonado a la familia una vez más, fue media temporada, pero fue suficiente para decirme que no estaba en condiciones para seguir esa vida que yo llevaba. Eso marcó una pauta de lo que yo quería hacer, yo creo que lo que llevaba y existía a Pedro a jugar el béisbol creo que terminó ahí.

P ¿El retiro formal usted no lo ha hecho todavía?

R- Todavía no, pero estamos trabajando y vamos a mandar a los medios la nota de prensa, vamos a poner una fecha donde haremos el anuncio formal de lo que es mi retiro y al mismo tiempo darle la oportunidad al pueblo dominicano de que lo vean.

P ¿Ha sido difícil adaptarte a una nueva vida?

R – Para mí ha sido un poco difícil ajustarme ahora a una nueva vida en cuanto al aspecto diario. El aspecto diario es lo más difícil, yo vivía ocupado 19 horas al día entorno al béisbol, de las 24 horas 19 porque yo hasta en sueño veía lo que tenía que hacer al otro día…, ahora tengo mucho tiempo para estar en la casa, a ver cosas que no veía. Haciendo las cosas de la familia he notado que había tantas cosas que yo no había visto. Una de ellas es que no pude hablar con mío papá porque ingresé a la academia a los 14 años, cayéndole atrás a Ramón con el bulto…y de ahí me quedé envuelto a la Academia. Como estaba ocupado con el béisbol y los estudios no tuve tiempo de conocer las cosas de la calle y le doy gracias a Dios por eso. En aquellos tiempos eran diferentes a los tiempos de ahora. Me imagino que ahora en desafío que tienen los muchachos es mucho más difícil que en los tiempos en que yo subí. Porque hay muchas distracciones, hay mucha droga, hay muchos conflictos, la vida ha cambiado en lo absoluto, hay un cambio increíble del cielo a la tierra, de cómo las personas piensan y se ha perdido las tradiciones de este país, ya hasta el respeto se ha perdido por el mismo deporte…, los muchachos son menos trabajadores, hay que tratarlo con más delicadeza, hay que buscarle la vuelta de diferente formas, hay más dinero, hay más intereses, hay más conflicto de intereses en pelota ahora mismo que usted no se imagina.

En la pelota ahora mismo con los muchachos que van saliendo y desde el principio, desde que empiezan a estrenar, ya no es con miras a que tú practiques un deporte saludable y que esté sano y que te mantengas practicando deportes, ahora a ti a los ocho años hay padres que están dedicados a preparar sus hijos y buscarle un entrenador a sus hijos con mira al dinero, con mira a la posición económica y a este entrenador hay que pagarle un 35 por ciento, hay firmar un contrato para entrenar a mí hijo para que cuando lo firmen cobrar ese 35 por ciento y a veces un dos, un tres y un cinco por ciento de lo que van a ganar en Grandes Ligas. Desde pequeño lo tiene trabajando por algo que es material, cuando yo jugaba béisbol porque me gustaba, jugaba porque veía a mi hermano, mi papa jugó, me gustaba el béisbol, pero los tiempos han cambiado ahora todo es por interés y eso conlleva a que le inyecten esteroides, porque cuando tu ves un muchachito de 16 que luce superior a otro los entrenadores acuden a actividades que no son las mejores para los muchachos y después se ven afectados de manera increíble. Hay un problema de dinero un problema de ambición económica que es increíble.

P ¿Pedro sigue ligado al béisbol de alguna manera?

R – No, yo solamente soy parte de la asociación de peloteros. Todavía me mantengo al tanto, soy parte de ellos, aunque anuncie mi retiro sigo siendo parte, pero ligado a una organización en especifica, no.


Nos reservamos el derecho de eliminar comentarios que consideramos ofensivos y difamatorios.

Adding an entry to the guestbook

No entries

Nothing found in the guestbook.